Derechos indígenas solo existen en papel

Respaldados por la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, los derechos de los pueblos indígenas no han pasado del papel a la práctica, según consideró César Cruz Benítez, medalla al Mérito en la Promoción y Defensa de los Derechos Humanos 2017, y gobernador indígena de la comunidad de San Ildefonso.
Lamentó que en el ejercicio de su derecho a la justicia, haya indígenas con casos estancados debido a la falta de un perito traductor de su lengua materna.
“Hay casos en que los inculpados, que están en algún Centro de Readaptación Social, no han podido acceder a un traductor o les envían uno de Ixmiquilpan”.
Lo anterior, expuso, complica el entendimiento, ya que San Ildefonso tiene una variante de la lengua hñähñú distinta a la que se habla en Ixmiquilpan. “Pueden entender unas palabras, pero otras tal vez no”, explica.
La lucha de César Cruz, y por la cual se le ha reconocido con la medalla al Mérito, ha resultado poco menos que infructuosa, ya que él mismo tiene un caso inscrito con las autoridades del que, tras más de cinco años, aún no pueden traducirse las más de mil hojas que integran por estar presentado en su lengua materna.
“La Segunda Sala de La Suprema Corte de Justicia falló a nuestro favor, y ordenó al juez del distrito de Pachuca que se buscara a la brevedad un traductor, pero hasta el momento no se ha acatado la orden”, señaló.
El perito traductor para el caso se ha buscado en la Universidad Nacional Autónoma de México, en la Universidad Autónoma de Hidalgo, en El Instituto Nacional de Lenguas Indígenas, pero aún no es posible encontrar un perito traductor certificado para que César Cruz, como es su derecho, pueda acceder a la procuración de justicia en su lengua materna.
“Les estaban pagando menos de cien pesos por hoja traducida, cuando a los peritos traductores de lenguas extranjeras como el inglés y el francés les pagan más de 200 o 300 pesos por el mismo trabajo”.
“En realidad estamos desprotegidos, hay a quienes los detienen, los llevan a la barandilla, les hacen las preguntas “adecuadas” y ellos contestan que sí o que no sin conocer el español, y sin contar con peritos traductores que puedan darles a entender lo que dice la autoridad”.
No obstante, señaló, hay abogados trabajando y han echado abajo varios casos ante la incompetencia de una autoridad que no sigue el procedimiento de ley y no proporciona un intérprete, lo que, afirmó, a muchos agentes investigadores o jueces no les ha caído muy bien.
Reiteró finalmente la urgencia de que los pueblos indígenas tengan acceso real a sus derechos como lo marca la ley, pues, considerados una minoría, la sociedad los absorbe coadyuvando a la pérdida de su cultura, sus costumbres, tradiciones y, en este caso específico, su lengua materna.

 

FUENTE:  elsoldehidalgo.com.mx  

Difunde este artículo:

Deja un comentario