Piden ampliar conectividad a zonas indígenas

 

 

A pesar de la reforma en telecomunicaciones, aún está pendiente la conectividad de los pueblos y comunidades indígenas de Oaxaca porque las empresas no se han atrevido a arriesgar su capital, por una supuesta escasa rentabilidad y diversas dificultades técnicas, aseveró el diputado de la bancada priista, Manuel León Sánchez.

En la medida en que persistan estas condiciones –asentó, se perpetuarán los ciclos de pobreza porque la falta de conectividad significa para sus pobladores, una importante restricción al conocimiento y la cultura, así como un menoscabo en su calidad de vida y la falta de ejercicio de un derecho constitucional.

El legislador, sostuvo que muchos pueblos y comunidades indígenas han solicitado al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y a las empresas, la dotación de servicios, pero no fueron atendidos y así han recurrido a soluciones creativas para aliviar sus problemas.

Tal es el caso del municipio de la Sierra Norte, Villa Talea de Castro, Oaxaca, donde la organización de la comunidad ha permitido contar con su propia red de telecomunicaciones, señaló.

Explicó que ese municipio, hasta hace tres años tenía en una caseta telefónica la única vía comunicación con el mundo, con un servicio caro y de mala calidad para una población marginada.

Sin embargo, observó que Villa Talea de Castro solicitó un permiso especial para ofrecer servicios de telefonía de manera experimental en la comunidad, después a los pueblos de todo su alrededor y ahora, gracias a la gestión del IFT, se está en la antesala de dotar de telefonía fija, móvil, Internet y hasta de aplicaciones móviles a 356 comunidades indígenas de cinco estados vecinos.

De esta forma, subrayó que está a la puerta de convertiste en un operador de servicios móviles, pero de manera no lucrativa, pues obtuvo la primera concesión para uso social indígena en México.

Resaltó que Villa Talea de Castro ha pasado a ser un nuevo jugador en la industria de los servicios móviles, aunque desde una visión muy diferente a la de las grandes empresas del ramo, pues su objetivo principal no reside en el lucro, sino en el cumplimiento de un derecho humano, para impulsar un modelo de desarrollo incluyente y desde la perspectiva de los pueblos originarios del país.

Ante esto, demandó al IFT ampliar la cobertura en servicios a través de las compañías constituidas, o bien, bajo el modelo desarrollado en Villa de Talea de Castro.

 

FUENTE: nvinoticias.com

Difunde este artículo:

Deja un comentario